Muere a los 110 años

Filiberto Puc, mejor conocido como “Don Filo”, falleció la madrugada de ayer a los 110 años de edad. La imagen es de cuando cumplió 108 años. Descanse en paz

Gran consternación causó entre la banda de Dzidzantún el deceso de don Filiberto Puc, a la edad de 110 años, quien era una de las personas más viejitas de este municipio. El sensible fallecimiento ocurrió aproximadamente a las cinco de la mañana de ayer.

“Don Filo”, como se le conocía, nació el 20 de agosto de 1907, en plena Revolución Mexicana, y se caracterizó por ser un hombre trabajador, agradable, tranquilo y amigable.

Sentado en su sillón que da al ventanal de su casa, hace poco recordó muchas anécdotas.

En aquella ocasión habló de su juventud y, en especial, de su esposa y sus hijos.

Contó que a los 14 años de edad un señor de apellido Ávila le enseñó el corte de penca, trabajo que realizó durante mucho tiempo.

También recordó que contrajo nupcias con Maximina May, de quien quedó viudo hace 37 años. El matrimonio procreó ocho hijos: Miguel, Paula, Dionisia, Teodora, Ismael, Guadalupe, Elda y Ángela.

Durante su vida, “Don Filo” se desempeñó como cortador de leña, supervisor del ejido, agricultor y ganadero, con lo cual sacó adelante a sus ocho hijos.

Hasta hace unos meses salía al parque principal a platicar con sus compañeros y a disfrutar de la sombra de los algarrobos.

—Si no fuera por un dolor que tengo en mi espalda, estuviera trabajando ahorita en lo que más me gusta: la milpa —comentó el ahora difunto en una entrevista en el 2016

Hasta hace poco a “Don Filo” se le podía ver andar en su bicicleta en las calles del municipio y por las tardes en el centro del pueblo.

Filiberto Puc dejó en este mundo 112 descendientes , entre hijo, nietos, bisnietos y tataranietos.

Ayer el don era velado en su casa, ubicada en la calle 19, donde un buen de gente se dio cita para darle el último adiós y el pésame a sus familiares. Descanse en paz.