Se calentó la cosa

Una camioneta Winstar fue consumida por las llamas minutos después de haber sido estacionada en la puerta de un taller de la colonia Adolfo López Mateos.
El vehículo comenzó a quemarse desde el motor y no había nadie cerca, lo que favoreció a que las llamas se propaguen a otras partes del vehículo.
Vecinos solicitaron la presencia de la policía y en segundos llegaron agentes de la SSP, quienes solicitaron la presencia de los bomberos.
En minutos el fuego fue controlado, pero el vehículo fue consumido en su totalidad.