Vuela y no es Superman

BIEN JOROBADA resultó la moto (y su guiador) luego de estamparse con el Spark

Un guiador que se creyó muy salsa al manejar y causó que un motoneto se aporreara en su nave y contra el piso.

Según cuenta el chisme oficial, el relajo sucedió anteanoche en la calle 60 a la altura de la calle 34-D de la colonia Buenavista, cuando Norberto Alejandro Puch Canul, de 20 años, iba rolando con su moto Itálica 250, placa DLH3U, con preferencia, de Norte a Sur, en la 60, pero al llegar a la 34-D el conductor de un auto Spark, matrícula ZAY-32-40, le cerró el paso, por lo que Puch se hizo embarró en el lado derecho de la nave.

Por el zapotazo, el motoneto salió volando se estrelló contra el coche y después cayó bien gacho en el pavimento.

Al lugar llegaron paramédicos de los Bomberos que trasladaron de emergencia al motociclista al hospital Ignacio García Téllez (ex-T1).

El guiador del coche compacto quedó en calidad de detenido y su seguro verá qué onda.