A “rescatar” a sus polluelos

El pasado lunes comenzó la instalación de retenes en Ticul para que se aplique como debe ser el reglamento que prohíbe a los chamaquitos guiar vehículos motorizados

Filas de padres de familia se han formado estos días en la comandancia de Ticul para ir a “rescatar” a sus chamacos, retenidos por faltas al Reglamento de Tránsito del Estado de Yucatán.

Según soltó José Montiel García, director de la Policía Municipal, en los retenes aleatorios que se instalan desde el pasado lunes, se ha detenido chamacos y guiadores que no tienen el casco, andan con sobrecupo y a quienes llevan menores de edad sin protección.

Ayer miércoles, desde temprana hora, se formaron filas en la Comandancia de personas que iban a “rescatar” a sus chamacos, y otras a recuperar sus naves que quedaron guardadas porque sus conductores no respetaron el reglamento.

“Esta mañana (por ayer) se detuvo en los retenes a los motociclistas que no tenían el casco protector, fueron en total unas 20 personas a quienes se les retuvo sus vehículos por diversas faltas”, explica Montiel García.

“En cuanto a los menores de edad sólo hemos tomado medidas contra cuatro de ellos, a quienes se les mandó llamar a sus padres para que hagan consciencia.

“Más que detenciones y multas, se está exhortando a la comunidad sobre estas medidas que se están tomando para la prevención de accidentes. Estamos aplicando el reglamento; en algunos casos estamos pidiendo a los motociclistas que traigan sus cascos y se les deja retirar sus motos, pero ya se les puso en una base de datos y si reinciden se les aplicará la multa correspondiente”, puntualiza Montiel García.