Rechazo por el actuar policiaco

La marcha que efectuaron niños y papás de Colonia Yucatán, que llamó la atención de personas que salieron a ver el desfile de la Revolución

Padres de familia del jardín de niños Alfredo Medina Vidiella, de la comisaría de Colonia Yucatán, realizaron ayer una marcha por las calles de la ciudad por lo que calificaron un atropello encabezado por policías de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) en el propio plantel.

Como se publicó, la disputa por una menor en un kínder de Colonia Yucatán se convirtió en un hecho lamentable para los padres y maestros del colegio, pues la escena de violencia que se vivió asustó a los infantes del plantel.

En varios videos que circulan en las redes chismosas se muestra a los agentes de la SSP ingresar armados al colegio y, en apoyo a la madre, quitar a la menor de las manos del padre.

La manera en que operó el actuario y la policía Estatal causó enojo a los padres de familia de los alumnos del kínder.

Ayer, al terminar el desfile en Colonia Yucatán, los padres viajaron a la cabecera y alrededor de las 11 de la mañana y realizaron una marcha alrededor del parque principal.

Niños, mujeres e incluso Iván Marín Gaytán, padre de la menor asistieron vestidos de blanco, con globos y pancartas en mano.

En los carteles se expresaba: “Actuario, das fe de la violencia en mi escuela”, “Que las armas no vuelvan a tocar un jardín de niños”, “Tratemos con respeto a nuestros niños, contienen sueños”, “Prodemefa, lastimas mi infancia”, “Todos somos producto de nuestra infancia”, “No armas, no violencia, sí amor, sí paz”, entre otros.

Los manifestantes caminaron alrededor del parque principal ante la vista de la gente que asistió al desfile y permanecían en las calles del centro.

Incluso algunos preguntaron el motivo de su protesta y tras oír la explicación les aplaudían.

Los padres llegaron hasta el mercado municipal y gritaron “¡No a la violencia de (contra) los niños!”.

El grupo de manifestantes se trasladó al Juzgado Segundo Mixto de lo Civil y Familiar donde le pidieron al juez que no permita la violación a los derechos de los infantes. Una mamá gritó que a los niños los dañaron no solo psicológicamente, sino físicamente durante el altercado en el kínder.

Tras el movimiento colocaron carteles en el piso del edificio público con juguetes encima.

Algunas mamás entrevistadas señalaron que tras los hechos ocurridos en la escuela varios niños temen ir a clases y muestra de ello es que el pasado martes hubo ausentismo escolar.

Incluso indicaron que hay un niño que acudió el martes y se orinó en la puerta del colegio y comenzó a llorar diciendo que tiene miedo que vayan los policías.

Según las madres de familia hubo daños psicológicos a los menores pues les costó adaptarse para el nuevo ciclo escolar y hoy están atravesando por lo mismo a raíz del pleito a la puerta del colegio.

Por su parte, Iván Marín dijo que el principal atropello fue que personal armado entró al kínder y le quitaron a su hija de sus brazos.

“En ese trance lesionaron a los niños física y psicológicamente; la Prodemefa nunca notificó a la SEP, fue una visita sorpresiva a la escuela

“Queremos la respuesta de por qué actúan así; el DIF debe defender a la familia al igual que la Prodemefa, ¿donde está su ética?”.

Anticipó que en los próximos días acudirán a la comisión de los Derechos Humanos a levantar una denuncia.

Por su parte, la madre de la menor en disputa convocó ayer mismo a una rueda de prensa para explicar cómo se lleva el proceso legal, donde argumentó que no se violentó a los niños, pero que ella sí sufrió agravio igual que los agentes de la SSP, de lo que informamos en nota aparte en esta misma página.