¡El piropo!

Quisiera ser tu batea, para que me talles tus chones