Whatsapeando con la Tía Justa

Gordida guapa, te platico que mi esposo anda bien raro. De la nada se puso bien romántico, me anda correteando por la casa a toda hora para darnos pasión. Anda como animal en celo, pero yo toda dejada. Aún así se me hace bien raro.

Elma María Grande

Que se me hace que andas alucinando, sobrina. No le veo nada malo que tu marido ande de amoroso. ¡Ah! Ya entendí, andas de presumidota. Pues que envidia, mi chulis. No andes pensando cosas malas y disfrute de andar moviendo el catre con su señor.