“Fue una suerte que no les cayó el rayo”; asegura vecino de esta comunidad

MOTUL, 5 de noviembre de 2019.- Fue una suerte que el rayo pegara cerca de las personas, si fuera de lleno ya estarían velándolo el día de hoy, coincidieron en afirmar vecinos de Kiní.

Antes publicamos que cinco personas resultaron lesionadas, una de gravedad, al ser alcanzadas por un rayo que pegó en un árbol de ceibo, donde los afectados se resguardaban de la llovizna e ingerían cervezas.

Ayer lunes, cerca de la 1 de la tarde, un grupo de hombres decidieron reunirse en el centro de la localidad tras sus labores de campo.

Eligieron reunirse a la sombra de un árbol de ceibo ubicado a un costado del muro del atrio de la iglesia de San Mateo y frente al local del comisariado; bajo él empezaron a tomar cuando de pronto un rayo cayó muy cerca de ellos.

Te puede interesar: [VIDEO] Graba el momento en el que le cae un rayo

Marcelo Palma dijo que fue testigo de los hechos, explicando que le tocó verlo a escasos metros, un relámpago de luz y trueno horrible, que cayó cerca donde se encontraban unos señores que estaban debajo de un árbol, se llamó a emergencias qué acudió rápido, y al parecer hay un señor grave, pero son cosas del destino.

Felipe Pool Tamayo señaló que gente grande del pueblo dice que con las lluvias no se debe uno resguardarse bajo un árbol, sobre todo la mata de “pochote” (ceibo) tiene resina y eso atrae los rayos.

Otros ciudadanos indicaron que fue una suerte que las personas no murieran porque pasó cerca de ellos, el rayo pegó en la piedra y en el tronco del ceibo, por lo que fue una bomba que cayó y los aventó a varios metros para salvarse.

Hace unos meses en Tizimín un rayo mató como a cerca de 15 reses al pegarles de lleno.

Luego que ayer se rompió la tranquilidad del pueblo con el movimiento de patrullas y ambulancias, hoy de nuevo la calma volvió.- MEGAMEDIA.