¡El piropo!

Las rosas son rojas, el viento las mueve, yo seré el seis y tú el número nueve.

 

Compartir
Artículo anteriorMuere Debbie Reynolds
Artículo siguienteInocentes palomitas…