Después de regresar de la feria de Xmatkuil el automóvil de una familia se incendió.

La conductora transitaba sobre la calle 114 con un foco apagado, cuando al llegar a la calle 59 se percató que salía humo del volante, por lo que se estaciono.

Cuando la conductora bajó del vehículo, el motor comenzó a incendiarse, las llamas se propagaron rápidamente hasta consumir el vehículo.

Los vecinos fueron los que dieron aviso a los bomberos, quienes al llegar sofocaron las llamas.

El auto fue pérdida total y la causa de las llamas fue un corto circuito.