La Policía Municipal de Cacalchén, a través de una alerta ciudadana, detuvo a A.F.B.G., por venta clandestina trago y licor adulterado.

Al hombre, que sonrío al ser fichado y fotografiado, se le decomisaron 13 botellas de licor, seis envases de aguardiente y dos cartones de cerveza, uno de caguamas y otro de medias.

Te puede interesar: Sintió el “pawer” del poste

Lo decomisado tendría un valor de unos 10 mil pesos en el mercado negro, dijo la autoridad.

Síguenos en Facebook: ¡Al chile!