jueves, septiembre 23, 2021

Abandona a su bebé en un albergue religioso, no quería que sufriera

En una conmovedora carta la madre le explicaba porqué dejaba a su bebé en un albergue

PERÚ.- Una mujer abandona a su bebé en un albergue, todo esto para que no sufriera el mismo infierno que ella, publicaron varios medios locales.

En el Facebook del albergue Asociación de las Bienaventuranzas en Villa María del Triunfo (VMT), el padre Omar contó lo que había pasado.

Comentó que de nombre le habían puesto María Magdalena, ya que ese día, 23 de julio, era el santoral.

Te puede interesar: Realizan caravana de oración para pedir por el fin de la pandemia

“Hoy la dejaron en la puerta trasera de la casa. Le hemos puesto de nombre María Magdalena, que es la Santa de hoy. Nosotros no juzgamos a nadie, por favor, tú tampoco lo hagas. Solo reza por la mamá y por nosotros para que nunca nos falte la providencia para poder seguir ayudando a quien nos necesite. ¡Recuerda que toda ayuda es bienvenida!”, escribió en el mensaje.

También compartió fotografías de la chamaquita y del momento en que descubrió el moisés en la puerta, la nené tenía puesto un enterizo rosa.

Además, el padre indicó que en el mensaje que dejó la madre da entender que ha sufrido mucho y que su vida había sido un “infierno”.

“La gente pasa por momentos de desesperación realmente críticos, uno no conoce lo que está viviendo la gente. Por eso siempre pido no juzgar a la gente que hace esto, porque no conocemos lo que está pasando”, dijo el padre.

“La madre, nos escribió una nota donde decía ella dejaba a la bebé porque no quería que viva y sufra el infierno que ella está sufriendo y que va a seguir, que por eso la dejaba y nos pedía que la cuidara muy bien”, aseguró el padre Pablo a el periódico El popular.

Cabe mencionar que el albergue cuenta actualmente con 250 residentes, 144 de ellos son menores de edad.

Asociación de las Bienaventuranzas

De acuerdo con la información del “feis” de la asociación ahí explican que ellos se dedican a darle espacio “a quien nada tiene, a quién más necesita, a quien se siente abandonado y sólo”.

Comentan que el lugar es un lugar para los “más pobres entre los pobres”, esto siguiendo la enseñanza de la Madre Teresa de Calcuta.

También dijo que ahí les dan una buena vida y pueden quedarse para siempre o temporalmente, de igual forma es para niños, niñas, adolescentes, jóvenes, adultos y adultos mayores en abandono.

Síguenos en Facebook: ¡Al chile!

Publicidad

Las más leídas

Publicidad