MÉRIDA.- En un hecho histórico, se registró la grabación de un tolok “hibernando” a 10 metros bajo el agua en el cenote de Calotmul.

El arqueólogo Sergio Grosjean, líder de la expedición Grosjean compartió en sus redes sociales el vídeo en el que se ve al reptil.

“Nosotros somos un equipo de exploradores, de investigadores, de biólogos, antropologos, arqueólogos y cuando vamos a los cenotes, no sólo recolectamos residuos durante labores de limpieza sino tratamos de registrar lo que veamos, desde un punto de vista arqueológico paleleontologico, biológico.

Y ahora nos encontramos con un fenómeno intersantisimo el sábado: un tolok a 10 metros de profundidad”, informó el investigado.

“El tolok es un iguano verde chico que tiene la particularidad de caminar encima del agua porque es aerodinámico; pero nunca se había registrado un fenómeno como el del sábado en la limpieza del cenote de Calotmul en donde los buzos a diez metros de profundidad observaron al animal”.

“Pensaron que estaba muerto, lo agarran y abre sus ojos, despierta, estaba como hibernando y se va”, indicó el arqueólogo.

En la descripción del vídeo el investigador indicó que el animal no subió a la superficie, simplemente se postró en otra roca y allá se quedó. Por lo que consideran, podría tratarse de una especie no registrada.

De acuerdo al investigador el hallazgo no esta registrado en la historia le han dicho expertos, por lo que ha generado interés en hacer trabajos de investigación, concluyó.