jkhkjhkdjhfjdkfkjdfdf

Previo al Hanal Pixán, los ciudadanos de Seybaplaya, Campeche, acostumbran a pasar noches recordando sucesos sobrenaturales como la bruja Xao, el tesoro del pirata y otros más. Sin embargo, Alma Rosa Yam Calam explicó que su marido ya no trabaja la pesca para el tiempo de la Semana Mayor por ciertos sucesos que le han dejado un enorme temor de adentrarse al mar durante esos festejos.

Alma contó que en ese tiempo, los “tercos” que van a jalar la lisera frente al faro del Morro han visto y oído cosas que ni en las peores pesadillas han visto alguna vez.

Según el ama de casa, ya tiene más de 15 años que para aquellas tradiciones su marido no moja ni las chanclas en agua salada, ya que la última vez que lo hizo aseguró haber escuchado ruidos como de llantos de niños que salían de las inmediaciones del acantilado del faro. Lo peor fue que hasta gritos de auxilio aseguró haber escuchado él y su compañero, cosa que les hizo jalar las redes a pesar de no haber pescado. “Aquella noche no podía controlarse del susto que tenía. Le fue difícil ir a pescar luego, tardó una semana así”, recordó.

Aunado con lo anterior, hay quienes aseguran que dicho lugar tiene un encanto demoníaco.